HISTORIA DEL TORERO

Diego de los Reyes y Reyes

Publicado el 27 de enero de 2022
Abel Murillo Adame logo

De otro torero gitano se trata, nacido en Castilleja de la Cuesta (Sevilla) el 7 de julio de 1911.

Cuando en el año 1932 se reveló como novillero parecía que iba a ser algo, porque al interpretar con fidelidad las suertes más en boga desarrollaba casi siempre temas emotivos con tan bizarro aliento, que dejaba vislumbrar muy lisonjeras Perspectivas.

Hizo su <<debut>> en Madrid con fecha 7 de julio de dicho año 1932, al matar reses de don Atanasio Fernández con José Agüero y el Niño de la Brocha; toreó unas treinta novilladas en plazas importantes y se apuntó 25 en la temporada siguiente hasta el fin de agosto, y el día 16 de septiembre de dicho año 1933 recibió la alternativa en Jerez de la Frontera de manos de Chicuelo, al cederle éste el toro Niquelado, de doña Carmen de Federico, actuando Pepe Gallardo de segundo espada.

Rafael el Gallo le confirmó dicho doctorado en Madrid el día 10 de mayo de 1934, al cederle un toro de Clairac en presencia del referido Chicuelo, y el que había sido novillero de vanguardia no toreó más que seis corridas en tal año, que fueron muchas en comparación con las del siguiente, porque se redujeron a una. En vista de ello, renunció a la borla de doctor para volver a los novillos, hacerse después rejoneador y no torear ni a pie ni a caballo.

En epílogo de sus actividades toreras no pudo ser más oscuro.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

18 − siete =