HISTORIA DEL TORERO

FERNANDO POZO

Publicado el 13 de diciembre de 2023
Abel Murillo Adame logo

Matador de toros colombiano que nació en Bogotá, el 18 de marzo de 1953. El 2 de noviembre de 1975 alternó en Bogotá (Colombia) con Víctor Vázquez y Antonio Porras en la lidia de un encierro de la ganadería de Campo Pequeño. Su labor no superó la calificación de discreta. Llega a España para intervenir en la temporada de 1981, y aquí toma parte en una docena de festejos con picadores con resultado contrapuesto pues si en algunas triunfa, como el 5 de septiembre en San Feliú de Guíxols, donde corta una oreja de cada uno de los astados de su lote, del hierro de Gabriel Hernández, ante el novilleros Manolo Montes, en otras oportunidades su labor no destacó. Como el 2 de agosto en Cartagena donde alterna con José Luis Hurtado y Pepín Jiménez en la lidia de un encierro del marqués de Bayamo. Al término de la campaña, el 18 de octubre, decide tomar la alternativa para volver a su patria con un doctorado español. La ceremonia se lleva a cabo en la plaza de Aranjuez (Madrid), el padrino Andrés Vázquez, quien en presencia de Pedro Fernández, Niño de Aranjuez, le cede la muerte de un toro de la divisa de Hernández Pla, con el que se luce y tras su muerte hubo de dar una vuelta al ruedo. Peor resultado logra con el astado que cerró el festejo, de José Tomás Frías (se trataba de una corrida concurso de ganaderías), con el que no logra acoplarse. No torea más corridas en España, ni la citada temporada ni las siguientes, pero sí lo viene haciendo en su patria. Confirmó su doctorado en la plaza Santamaría, de Bogotá, el 24 de julio de 1983, de manos de Leónidas Manrique, en presencia de Pepe Ruiz, con un toro de la divisa de Clara Sierra. Muy pocas corridas toreó después este espada de alternativa. En las publicaciones anuales de Germán Bernate, notable estadístico colombiano, no se anotan nada más que esporádicas salidas a los ruedos de su país. En noviembre de 1983 participa en la I feria del torero Colombiano, que tuvo por marco la bogotana plaza de Santamaría y se luce con el capote y muleta con los toros de la vacada de Clara Sierra que le correspondieron, pero falló con el acero. En Venta Quemada le otorgan el 21 de febrero de 1984 las dos orejas y el rabo de un cornúpeta de la ganadería de José Cáceres, en presencia de sus compañeros de cartel El Bogotano y José de Jesús. En Barbosa, el 30 de septiembre de 1984, le entregaron las dos orejas de cada uno de los bureles de su lote, de la divisa de Ernesto Gutiérrez. En la temporada de 1984-1985 una sola corrida, en la de 1985-1986 únicamente dos y en los dos bienios siguientes ninguna. En 1988-1989 se apuntó tres, dejó en blanco la de 1989-1990 y en la de 1990-1991 de nuevo aparece con un solitario paseíllo. A partir de 1992 los escalafones los hacen coincidir con los años naturales y este primer año figura con dos corridas, lo mismo que en 1993. En el siguiente no apareció su nombre.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × 3 =