HISTORIA DEL TORERO

Julián Marín Arnedo

Publicado el 3 de febrero de 2022
Abel Murillo Adame logo

Valiente torero navarro, brioso y concienzudo estoqueador, y si la simpatía supone algo para tasar méritos, pongan ustedes toda la que quieran.

Nació en Tudela (Navarra) el 14 de octubre de 1920; se presentó en Madrid como novillero el 17 de agosto de 1941, para matar reses de García Boyero y de doña Enriqueta de la Cova con El Alcalareño (hijo) y el Ferroviario. Y el hombre supo hacerse un sitio.

La alternativa se la dio en Pamplona Pepe Bienvenida el día de San Fermín (7 de julio) del año 1943, con toros de Samuel Hermanos y figurando Manolete como segundo espada, y el toro de la cesión llevaba oloroso nombre de florido.

La confirmación de esta investidura en Madrid se verificó el 3 de junio de 1945, estuvo a cargo de Cañitas, fue segundo espada Morenito de Talavera y se lidiaron toros de don Graciliano Pérez Tabernero.

Siete corridas toreadas en Barcelona en aquel año –que constituyeron otros tantos triunfos– le permitieron torear 32 veces durante dicha temporada, que aún pudieron ser más de no impedirlo una cornada que sufrió en Baeza; en 1946 tomó parte en 26; en 1947, 34; en 1948, 29, cifra que hubiera sido mayor sin las cogidas que tuvo en Medina de Pomar y Pontevedra; nuevamente resultó cogido en Vinaroz en 1949, por cuyo percance sólo toreó catorce veces; las que lo hizo en 1950 fueron once y las de 1951 catorce.

Lo poco que toreó después ya no cuenta para su carrera profesional, que ejerció siempre decidido y pundonoroso, con una honradez a toda prueba

Actualmente vive retirado en su ciudad natal, en la orilla del Ebro.

Comentarios recientes

No hay comentarios que mostrar.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × tres =