HISTORIA DEL TORERO

JUAN MEJÍAS JIMÉNEZ (Bienvenida)

Publicado el 27 de febrero de 2022
Abel Murillo Adame logo

Este Bienvenida es, hasta ahora, el último retoño de tan dilatada familia torera; pero aquí no cuadra aquello de <<los últimos serán los primeros>>.

Nació en Sevilla el 31 de julio de 1929 y se presentó como novillero en Madrid el 22 de septiembre de 1949 con Pablo Lalanda Rafael Ortega y reses de Tassara. No hacía adelanto alguno, y una mala actuación el 29 de junio de 1951 en dicho ruedo madrileño le decidió a dejar la profesión. Pero fue de mentirijillas, porque volvió a la palestra en 1953 para seguir toreando y tomar la alternativa en Barcelona el 24 de abril de 1955 de manos de César Girón, con Pedrés de testigo y toros de la ganadería de <<Sepúlveda de Yeltes>>.

El 16 de septiembre de 1956 se la confirmó Alfonso Merino (que era más moderno que él) en la plaza de Madrid, lidiándose toros de Flores Albarrán y actuando José María Recondo de segundo matador.

<<Paseábase el rey moro por la ciudad de Granada; cartas le fueron venidas cómo Alhama era ganada.>>

También Juanito se dejó ganar la partida <<de todas, todas>>, y como ni aun toreando en el Líbano halló remedio a sus cuitas, acabó por no hacerlo en ninguna parte.

Buen mozo y de airosa figura, parecía prometer más.

De todos los diestros de la casa Bienvenida es el que ha dado menos rendimiento artístico.

Muere Juan Bienvenida, el menor de una dinastía gloriosa del toreo.

«Mereció mejor suerte, pero nadie le ha oído lamentarse de su desgracia». Así rezan las últimas frases que en Historia del toreo Abel Murillo dedica a Juan Bienvenida. murió en Madrid -alrededor de las ocho de mañana, según un familiar

Comentarios recientes

No hay comentarios que mostrar.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

12 + 2 =